Rosario ofrece uno de los mercados inmobiliarios más transparentes del país

Si se lo compara con otros grandes centros urbanos, la ciudad dio un salto de calidad gracias a la ordenanza que obliga a todo negocio de venta o alquiler de propiedades a contar con título habilitante de corredor, tasador o martillero.
 
10-02-2015   Las empresas inmobiliarias de Rosario tuvieron tiempo hasta mediados del año pasado para reempadronarse y acatar la ordenanza municipal 2.156, que busca dar mayor transparencia a la plaza local, y la convirtió en uno de uno de los mercados más seguros del país.

Desde enero de 2014, para tranquilidad de propietarios e inquilinos, quienes estén al frente del negocio de venta o alquiler de propiedades deben contar con título habilitante de corredor, tasador o martillero.

A la fecha, según registros del Colegio de Corredores Inmobiliarios de Rosario a los que tuvo acceso IMPULSO, hay más de 1.100 matriculados y se calcula que solo unos 400 comercios aún están al margen de la ley. Una cifra menor si se la compara con otras ciudades del país.

La ordenanza municipal 2.156 fue impulsada incluso por el propio Colegio de Corredores Inmobiliarios para brindar seguridad a los consumidores de la ciudad. La misma permite controlar los posibles casos de malas praxis, excesos o faltas éticas de los corredores inmobiliarios.

Ocurre que desde mediados del año pasado el colegio de profesionales tiene poder sancionatorio y de policía para quienes no se ajusten a derecho.

En comparación con Buenos Aires, el número de comercios que están al margen de la ley está en descenso.

El Colegio Profesional Inmobiliario de la ciudad de Buenos Aires (CUCICBA) detectó 900 empresas que estarían en funcionamiento de manera irregular, de las cuales 245 tienen local a la calle y más de 630 operan en oficinas comerciales en departamentos.

En diálogo con este medio, Héctor D´Odorico, Presidente del Colegio Profesional, declaró: “La situación es preocupante para todos los profesionales inmobiliarios teniendo en cuenta que estas firmas llevaban adelante operaciones de manera irregular. Lo cual se traduce en el cobro de comisión, la venta o alquiles de propiedades no autorizadas”.

En la actualidad hay 6.100 profesionales que cuentan con la matricula oficial del colegio y 3.500 inmobiliarias habilitadas para llevar adelante la actividad.

 

Fuente: Original de #IMPULSO

Volver